25 aniversario de ordenación sacerdotal

04.03.2012 20:22

25 aniversario de ordenación de Mn. Joaquín Iglesias

Ayer, domingo día 4, celebramos el 25 aniversario de la ordenación de Mn. Joaquín Iglesias, nuestro párroco.

Fue un día de fiesta completo. La misa de 12.30 h se inició con una procesión de siete presbíteros, un diácono y dos acólitos. Estuvo presidida por Mn. Joaquín y lo acompañaron: Don Pedro Mateo, párroco de su pueblo natal, Montemolín (en Badajoz); Mn. Jaume Aymar, compañero suyo de formación y actual rector de la parroquia de Sant Francesc d’Assís, en Badalona; Mn. Juan Barrio, anterior rector de San Félix y responsable de la capellanía del Hospital del Mar, que también colabora con Mn. Joaquín tanto en San Félix como en San Pancracio; Mn. Miquel Elhombre, actual rector de la parroquia de Sant Pau de Badalona, donde estuvo anteriormente nuestro párroco; Fra Antoni Moya, capuchino que fue vicario de la parroquia de Sant Pau de Badalona durante más de veinte años; P. Julián Beretta, barnabita, rector de la parroquia de San Juan Bautista de Sant Adrià; Mn. Antoni M. Llompart, rector de la parroquia Verge de Montserrat en el Guinardó, y Mn. Miquel Adrover, diácono que con Mn. Joaquín atiende la parroquia de Sant Pancraç. Ayudaron a la misa Jesús y José, acólitos habituales de nuestra parroquia.

El templo estaba a rebosar, con feligreses de San Félix y de otras comunidades por donde pasó nuestro rector, como el Espíritu Santo, San Isidoro, Santísimo Redentor, Santa María y Sant Pau de Badalona. Acudieron también representantes del Ayuntamiento de Barcelona: el regido técnico del distrito de Sant Martí, Joan Cambronero, en representación del consistorio y del regidor de distrito, Eduard Freixedes, así como la regidora Rita Alvar y la técnica de barrio Visitación Tarilonte.

La homilía estuvo a cargo de Mn. Jaume Aymar, que además de glosar el evangelio resumió con cuatro pinceladas muy certeras la trayectoria de Mn. Joaquín. Ambos se conocieron en su camino hacia el sacerdocio, y los une una gran amistad desde los dieciocho años.

La eucaristía fue muy vivida y emotiva. Al finalizar, Mn. Joaquín esbozó la historia de su vocación, recordando con afecto sus orígenes, en las oraciones de sus dos hermanas mayores, que querían tener un hermano sacerdote, pasando por sus años en el colegio de Badajoz, donde una religiosa marcó su infancia; y ya en Barcelona, nos habló de los sacerdotes y personas amigas que fueron acompañándolo en su camino de discernimiento hasta que Mn. Agustí Viñas le propuso ser sacerdote y él, sintiendo que esta llamada era una respuesta a algo que ya ardía en su interior, aceptó.

Después de la misa, un concierto de Gospel coronó la celebración, haciendo vibrar a toda la comunidad con sus cantos y su entusiasmo.

En el patio nos reunimos a compartir ágape más de ciento cincuenta personas. También fue un momento de convivencia muy plena. Durante los postres, varios feligreses nos ofrecieron sus poesías, cantos y humor. Don Pedro Mateo regaló a Mn. Joaquín un cuadro donde se enmarca su vida sacramental: la partida de bautismo con las anotaciones sobre su confirmación, ordenación de diácono y finalmente de sacerdote en la parroquia de San Isidoro de Barcelona.

Tenemos que agradecer especialmente el trabajo voluntario y desinteresado del grupo formado por el cocinero, su esposa y los más de diez ayudantes que prepararon la comida y sirvieron a todos los asistentes. También agradecemos a quienes han contribuido con sus donativos en metálico y en especie.

En los próximos días iremos publicando las poesías, la homilía de Mn. Aymar y algunos otros textos relacionados con la fiesta. Por ahora, en estas imágenes podréis ver varios momentos de este día.